CRUISE CONTROL


El control de velocidad, también conocido como regulador de velocidad o autocrucero (o cruise control en inglés y Tempomat en alemán) es un sistema que controla de forma automática el factor de movimiento de un vehículo de motor. El conductor configura la velocidad y el sistema controlará la válvula de aceleración o throttle del vehículo para mantener la velocidad de forma constante.

Es algo muy importante, en el vehículo que nos ocupa, el Nissan Patrol Y61, anteriormente este vehículo tuvo problemas con el motor, en muchos casos, supuestamente por un uso en asfalto, no adecuado a sus características, por lo que además de por comodidad, por seguridad de la mecánica, estimo que es algo de gran interés su montaje. Poder mantener en carretera, velocidades constantes y legales, de 120-130 km/h aproximadamente, y regímenes no superiores a 2.500-3.000 r.p.m.

El dispositivo elegido, de la marca autraliana Autostrada, comercializado a través de Ebay, un kit completo, igual al realizado por el fabricante para este modelo en otros mercados, desgraciadamente en España no existe, por lo que la única opción que me queda, es comprarlo en Australia, donde sí lo fabrican, y tener suerte de que aquí, en nuestro país, me lo instalen correctamente. El precio, puesto en casa, algo menos de 500 euros, esperemos que funcione correctamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *